viernes, 8 de julio de 2011

Martín Fierro a la hora de votar

Sí, sí, claro que sí:
mi café es colombiano
mi hamaca, paraguaya
mi sequía boliviana
mi alegría de Brasil.
Mi congrio todo chileno
y mi nostalgia italiana
se hizo toda argentina
cuando volvió de Berlín.

Mi hermana llegó de París
mis amigos de Venezuela
mi derrota de tres carabelas
mi opresión de Sing Sing
mi osito a pilas de China
mi claroscuro de Portugal
mi río del litoral
y de España la cocina.

Ahora tengo mi casa
llena de mucha gente
que no por diferente
se diferencia igual
cada uno es cada cual
y en mi pequeño continente
que el que no guste reviente
si les hacemos lugar.

Por eso, como en Tinelli
no confío en la caridad
de las señoras Legrand
poniendo morfi a la venta.
Para comprar la polenta
no alcanza con Salomón:
entre fideo y salmón
hay tremenda diferenda
y entre pala y tenedor
se escabulle la verdad
(se lo suscribe Iannelli
pa´que refrende el lector).

---

8 comentarios:

ALICIA CORA dijo...

Una creación sin duda alguna. Juegos de palabras y un humor escondido que da gusto leer. Felicitaciones Walter

Rosa Lía dijo...

Me encantó!!Humor sutil y palabras que juegan con albedrío. Abrazos
Rosa Lía

Anónimo dijo...

Walter:
Fue un placer navegar por tu blog, es divertido, dinamico y variado. Me gusta que divulgues libros de amigos y tengas temas tan interesantes. Me parecen fabulosos los minitextos que incluyes y conversaciones.

Un abrazo afectuoso

Carmen Amato

Máximo Ballester dijo...

Refrendo, Iannelli. Excelente. Un abrazo.

Anónimo dijo...

Walter, me agradó recorrer tu sitio, es interesante y ameno.
Va un abrazo
Betty

chica_rumiante dijo...

Excelente. Me gusta mucho tu poesía, Ianelli. Un abrazo y un beso.

AP

galáctica dijo...

Hola, Walter, tu poema es un claro bosquejo de la realidad, dominada por el señor Pro-vechoso sobre la base de una sociedad tinellizada hasta la desfiguración , que no advierte la diferencia entre el pan y el salmón.Un blog muy interesante Irene Marks

Lulet dijo...

Me sumo a las felicitaciones.
¡Me encantó!

Saludos desde algún lugar de por acá.